Domingo, 22 abril 2007

En el capítulo anterior…

Posted in Batallitas, Yo a 11:54 por sergio

En el capítulo anterior de El hombre más tonto del mundo en el país de los renos, dejábamos a nuestro estúpido, perdón, intrépido héroe con cara de circunstancias cuando los castillos en el aire (suponemos cementados con el resultado de las pajas mentales que se había hecho) se le desmoronaban. Nuestro héroe, con la mirada en el horizonte del incierto futuro de la búsqueda de una beca predoctoral, se dio la vuelta y se echó a dormir, dejando en manos de los hados su destino…

[Aquí iría la cabecera. La banda sonora… Pongamos que podría ser la de Doctor en Alaska]

Amanece un nuevo día en Finlandia. El cielo, igual que las expectativas de Loximann, el hombre más tonto del mundo, se va nublando. Mira por la ventana, y piensa que hay que hacer caso a Gloria Estefan, y que ahora por lo menos no va a tenerse que partir el cráneo para terminar el proyecto en menos de una semana (sólo en dos). Recoge sus cosas, y sube al laboratorio, a seguir con la tarea.

Al rato, baja a la sala de café. Perfecto, está justo quien hace falta.

– ¡Buenas y malas noticias! – exclama.

– ¿Cuáles son las buenas? – pregunta su supervisor.

– Ya no hay que darse tanta prisa con el proyecto. No voy a poder solicitar la beca… Y aunque pudiera, sucede una cosa: no sabían que quería trabajar con ellos – les detalla un poco más lo sucedido. El diámetro ocular de los oyentes aumenta a medida que avanza la historia.

– Ehm… Quizás hubiera sido una buena idea que les hubieras dicho ‘Quiero trabajar con vosotros’ – contesta el alemán, con una sarcástica sonrisa dibujándose en su cara, mientras sus ojos parecen decir ‘Pero qué tonto que eres, hijo, cómo nos lo pasamos contigo’.

– ¿Y qué vas a hacer? – responde el segundo de abordo del laboratorio, asistiendo atónito a la escena.

– En España no hay nada que hacer. Si no puedo solicitar la beca en este grupo… No la puedo solicitar con nadie.

“Bastante sospechoso sería que alguien me aceptara en menos de una semana…”, piensa.

– Así que supongo que tendré que buscar hueco en algún sitio fuera de España, no lo sé… Ya os preguntaré a ver si me podéis recomendar algo.

– Este… ¿Y habías considerado quedarte aquí?

[Zoom a los ojos como platos de Loximann. Pausa para la publicidad]

[Entrada de nuevo]

– Este… ¿Y habías considerado quedarte aquí?

Tras unos segundos de balbuceo, Loximann contesta:

– Ehm, bueno, con el gran jefe jubilándose en breve, y un buen puñado de estudiantes por aquí, no pensaba que eso fuera posible…

Sospechoso intercambio de miradas y sonrisas.

– ¿Cómo? ¿Tú? – pregunta a su actual supervisor.

– ¡No, no, no! Yo me voy en breve.

– Está por ejemplo Alemán número 2.

¡Alemán número 2! ¡Joven, brillante, simpático, culto, y amante del kalimotxo! Ni en sus mejores sueños podría haber imaginado un mejor supervisor.

– Claro, todavía habría que buscar financiación… Pero en principio eso no debería ser problema.

– Bien, pues tendré que meditarlo… Ya hablamos estos días.

– ¿Y las malas noticias?

– ¿Malas noticias? ¡Ah! Mppf… ¡Qué no me puedo ir a currar a España!

Sube a la oficina. Para durante un segundo. Y se pone a saltar como un poseso. ¡¡¡¡¡SSSSÍIIII!!!!! El Skype echa humo.

Y en el próximo capítulo:

– Bueno, hijo, es tu decisión. Si tú crees que es lo mejor, tú sabrás. Sería egoísta por nuestra parte pedirte que te quedaras.

[Corte]

– Joder tronco, me había preocupado cuando he visto una llamada tuya desde Finlandia. Me alegro de que sea algo bueno…

[Corte]

– Bueno, de momento no te puedo dar una contestación inmediata. De momento termina de escribir el proyecto. Todavía tienes que demostrar si eres espabilao o no.

[Corte]

– ¡Ueee! [Gritos guturales diversos afinados por varias jarras de cerveza] ¡Ya tenemos sitio pa acoplarnos en Vappu los próximos años!

[Corte]

– ¿¡Pero ya te has decidido!? ¡En un día!

– Bueno, es que ha sido como si un tipo me regalara un fajo de billetes de 500 euros, porque sí… Lo que he tardado en darme cuenta de que no había trampa ninguna.

[Corte]

– Por la financiación no te preocupe, que seguro que al final de algún lado saldrá. Si tú te quieres quedar, te quedas.

[Fundido a negro y fin]

Anuncios

16 comentarios »

  1. Phanagan said,

    Me contó la nerea todo.
    Bueno, poco que decir, me alegro muchísimo :).

  2. ximena said,

    guau…! y guay…! Creo que es una de las mejores cosas que te podían haber pasado. Yo siempre he soñado con que me pase algo así algún día… Tío, me alegro mogollón por ti.

    Un besín

  3. Rafa said,

    Yo también te felicito, sobre todo si estás contento con el resultado del “culebrón”, jejeje, y parece que sí ¡¡Bienvenido al universo surrealista del “Tercer Ciclo”!!

  4. gonzalo said,

    Bueno, efectivamente me alegro que las cosas salgan bien, pero será duro acostumbrarse a la idea de que para cruzar la avenida de los poblados tengo que coger un avión unas 4 horitas, que ya no es para 1 año…
    Mucha suerte hermano, que sepas que aunque en cuerpo no estoy contigo, no dudes que en alma si.

  5. mar said,

    los castillos en el aire, para eso están… para hacerlos y después llega la casualidad que estábamos esperando! (amantes del círculo polar) Me gusta mucho la banda sonora de doctor en Alaska. En especial una canción cursilona “My town”

  6. loximann said,

    Phanagan: Ya suponía. Muchas gracias por los ánimos, tío.
    ximena: Creo que, profesional y académicamente, es lo mejor. Y las oportunidades así… Mucha potra, claro. Pero también te digo que he movido mucho el culo. No estoy de casualidad en Finlandia, ni en este grupo, ni me han ofrecido el puesto porque sí (espero xD).
    Rafa: Si ya me olía que tú eras tercerciclista… Y he leído por ahí que también de la Autónoma… Gracias por la enhorabuena. Veremos en qué acaba todo esto, porque todavía no hay nada cerrado, aunque difícil sería que acabara mal.
    gonzalo: Me temo que, por mucho que nos empeñemos, no nos vamos a librar tan fácilmente el uno del otro.
    mar: Al final voy a tener que ver la peli… Y la verdad es que es fuerte que haya puesto referencias, pero nunca he visto Doctor en Alaska.

  7. Alba said,

    Bueno… esto me pasa por no leer todas tus entradas antes de escribirte en una de ellas! Puedes sustituir el comentario anterior por… me alegro un montón!!!

  8. loximann said,

    Y yo me alegro de que te alegres 🙂 Todavía no vamos a vender la piel del oso, que no está cazado… Aunque las posibilidades son muy altas, tanto porque me la den como porque la acepte. Je, mi jefe ahora dice que, por el momento, tengo que demostrar que soy “científicamente inteligente”. Eso, traducido, significa, “oye, cacho cabrón, ¿qué te parecería terminar de escribir el proyecto de una vez?”.

  9. Noti said,

    -¡COÑO!- me he dicho a mi mismo cuando buscando por las miles de carpetuchas que tengo debajo de la barra de opciones he leído: “Buscando el mechero de Cristo”. -¿qué será esto y que hace aqui?-. con precaución, acerque el puntero y pinché esperandp que no fuera algo peligroso para la CPU y después de leer casi todos los artículos decidí que no era peligroso para la CPU del ordenador…pero para la mia sí.

    Como el intrépido Rincewind, tú parece ser que también tienes suerte en los momentos chungos, aunque no salgas por piernas..(broma solo entendible por amantes de los libros de Terry Pratchet).

    Me alegro de que hayas conseguido algo con ti vida, cosa que, yo espero hacer en un futuro no muy lejano y bueno que mas decir, que a seguir para alante que la vida son dos dias,no?

    P.D.: Hacía un montón que no escribía y por eso quería explayarme un poco (solo un poco). Espero que nuestros caminos vuelvan a cruzarse muy pronto y… al próxima ronda invitas tú.

  10. wendigo said,

    En Nombre de la Listocracia de Amigotes…te damos nuestra mas sincera enhorabuena

    Saludos
    Wendigo “…cualquier cosa con tal de no tenerte por aqui… podria conocerte en persona… y segun la Listocracia no eres agradable de ver”

  11. Blanca said,

    Me alegro mucho de que se vayan solucionando las cosas, a pesar de que sea difícil asumir que el paseo, no por la avenida de los poblados, si no desde mi habitación hasta la tuya, separadas por una insignificante pared de pladour, se convierta en un viaje o una llamada por el skype durante los próximos ¿…? años.
    Es lo mejor para tí y con las posibilidades de comunicación que existen ahora esto se hace un poco más fácil, así que muchísima suerte, procuraré investigar acerca del teletransporte…
    Quién sabe lo que nos traerá la vida… Igual un día me veo en una capilla en un lugar entre Porvoo y Helsinki, haciendo vida cerca de mi héroe fugado, ejerciendo mi profesión en un idioma que nunca hubiese pensado conocer y otras tantas cosas que podría imaginar…
    Sólo decirte que muchas gracias por dejar que te quiera. Kiitos! Hei, hei!

  12. carol said,

    hola corazón, veo que vas a empezar a instalar tu rincón español en tierras heladas. Llega por mi ventana un olor a lentejas que estás cocinando para la cena de esta noche y pienso…¿cuándo me vas a cocinar a mi unas lentejas?
    Muchos besos

  13. des-comandante al no-mando said,

    ¿…? no entiendo nada…

    como no paso mucho por aqui (lo siento…!) ando un poco perdido…pero por lo que he entendido, es una gran noticia para ti, no?

    igual pillas una beka /kurro o algo asi, por finlandia? pues me alegro mucho por usted, señor sergio…eso es por ke usted lo vale!!
    ANIMO Y SUERTE!!

  14. loximann said,

    NOTI: Pues me alegro de que lo encontraras 🙂 Espero que te acuerdes de conectarte al Skype 😉 Gracias por tu apoyo, de verdad. A ver si charlamos con más calma… Y quedamos para tomarnos esa ronda.
    wendigo: No cuela, Wendi, la listocracia nunca daría la enhorabuena 😛 De todas formas, si vas a las CLN este año tendrás la desgracias de verme… Así que más te vale hacer honor a tu nombre e ir tajadérrimo. Pero bebe lo justo para verme borroso y no doble, que entonces la jodes…
    Blanca: No había leído tu comentario hasta ahora, con el lío de los últimos días… En fin, no sé ni que decir. No sé lo que la vida traerá, pero seguro que es algo bueno. Y si te quisieras venir aquí conmigo, sabes que esa algo que me haría muy feliz… Aunque a otros no tanto, me temo. Un beso muy, muy grande.
    carol: Pues cuando tú quieras y yo pueda. Y lentejas, o lo que Vd. me mande. Lo que no hay duda, es que hay una lista de cosas que tienes que probar. Ve apuntando: tippaleippä, silli, mämmi, kalakukko, hernekeitto…
    des-comandante al no-mando: Pues sí, interpreta Vd. bien. Me quedo por aquí a trabajar. De momento no hay nada firmado, pero desde luego en el laboratorio ya se están moviendo (y bastante) para encontrar financiación… Lo que digo siempre, a ver si podemos charlar con calma. ¡Un abrazo!

  15. sandra said,

    como siempre, con retraso, se me ha ocurrido leer algo de lo que ya tengo noticias por otras vías. aunque no me he enterado muy bien de los conflictos burocráticos en los que te viste sumergido no ha importado mucho pues ya me sabía el final de la historia y, eso si, me he echado unas risillas con tu relato. muchos muakas a lo finés, es decir, apretón de manos.
    pd: en brevas me pongo internet y no tendré que venir al locutorio a escuchar a bisbal de fondo.

  16. loximann said,

    Joder, sí que me tienes que querer para aguantar al Bisbal de los cojones para leer esto 😛
    ¡Un besote!


Responder a gonzalo Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: